ZAPATERO HARA EN EL VALLE DE LOS CAIDOS UN CENTRO DE INTERPRETACION DE LA NADA

El periodista Carlos Herrera expone en ABC- Españoles, Franco ha muerto– que el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero está jugando al despiste, a evitar que se hable de los problemas trascendentales que acucian a España, con la decisión de trasladar los restos del dictador fuera del Valle de los Caídos.

Carlos HERRERA. Copyright-2011

Ironiza el articulista que:

Franco, por si alguno no lo sabe, es un cadáver desde hace casi treinta y seis años y está bajo una losa de un par de toneladas desde el día siguiente de haber fallecido. Que sepamos, no se ha movido ni se han detectado paseos nocturnos de su espíritu reencarnado en fantasma. Reposa en el Valle de los Caídos, que, junto a la estatua de Nuevos Ministerios que el gobierno de ZP ordenó desmantelar, es el único vestigio de su memoria en el país en el que imperó durante cuarenta años. También es, por cierto, uno de los tres monumentos más visitados del país.

Explica que:

Estos días, coincidiendo como siempre con momentos delicados del gobierno de la Nación, éste ha vuelto a aventar el espantajo o el señuelo de sus restos con el fin de ver si alguien pica el anzuelo y deja de hablar del desastre en el que los mediocres más mediocres que jamás gobernaron España han convertido el presente y el futuro del país, creando cinco millones de parados, desmantelando el aparato productivo, consintiendo turbamultas callejeras, logrando irrelevancia internacional, conflicto entre instituciones, desmembramiento territorial y reedición de viejas heridas históricas.

Argumenta que:

Fiel a su indisimulada tendencia necrófila, el ejecutivo que con tanta maña creó un muy efectivo instrumento de rencor en forma de Ley de Memoria Histórica, plantea trasladar los restos de Franco -que fue un dictador, por cierto- a otro cementerio en el que puedan esconderlo, siempre que lleguen a un acuerdo con la familia, ya que, de no ser así, podrían ser acusados de profanadores de tumbas.

Asegura que:

En su permanente política de cortinas de humo y en el antojo y monomanía de remover la Historia por ver si así queda como les hubiese gustado, los chicos de Rodríguez Zapatero van a apresurarse a dejar la Basílica del Valle como uno de esos Centros de Interpretación de la Nada que tanto proliferan por el país y que tanto dinero cuestan a los bolsillos ciudadanos. Bolsillos, evidentemente, que no se preocupan por dónde reposan los huesos de un hombre al que muchos ni siquiera conocieron ni sufrieron, pero que sí se agobian por las cosas que tiene que hacer un consejillo de ministros asombrosamente nostálgico del franquismo y que no hace, que es arreglar este solejar agrietado y empobrecido, este desastre sin paliativos en el que han convertido al país.

Y concluye que:

Retirando a Franco del altar de la Basílica creerán que nos hacen un gran favor y, por demás, intentarán que durante esos días no se hable de otra cosa. Vano intento. Viejo truco. Ni que intenten remover el cadáver del Cid Campeador de la Catedral de Burgos lograrán que los españoles dejen de pensar en ellos como un problema infinitamente mayor que un puñado de huesos. Terminarán consiguiendo que se les aparezca. Además.

Tiene razón Carlos Herrera. La figura del Generalísimo, a pesar de llevar casi 36 años fallecida, está más viva que nunca en el recuerdo del Gobierno y de cierto sector mediático, el de la zurda, para ser más exactos, para así no tener que hablar de los problemas que realmente preocupan a los ciudadanos. De hecho, Público o El País hallaron hace unas fechas la fórmula ideal para no referirse al desempleo o a la crisis económica que azota a nuestro país –Público encuentra en Franco la excusa ideal para eludir la realidad-.

Incluso, hasta un socialista acérrimo como José Bono, con tal de estar en todas las salsas y ser protagonista de la actualidad, se mostró avergonzado el 14 de junio de 2011 y después de una sesión plenaria aseveró que “a Francisco Franco hay que darle el tratamiento que la historia aconseja. El momento de luchar contra este dictador, autoritario y totalitario acabó en 1975, cuando murió –Bono dice que el momento de luchar contra Franco acabó en el 75, cuando murió-.

Enlace permanente a este artículo: http://www.almansadigital.org/?p=333

4 comentarios

Ir al formulario de comentarios

  1. El problema de este señor, no es otro que el de un afán de revanchismo injustificado. Ya nos tuvo hasta el gorro con el famoso testamento de su abuelo, el famoso capitán Juan Rodríguez Lozano, en el cual nos dijo que dejaba clara “una gran predisposición a hacer el bien común, y la mejora de la situación de los humildes”. No nos dijo que su abuelo, en la sublevación de Asturias del año 1934 cuando gobernaba el PSOE, peinó Asturias a las órdenes del general Franco. Ya en el año 1936 en plena guerra civil, alguien le puso el apodo de “fusilacabezas”. Parece ser que este apodo le vino como consecuencia de que un falangista lesionado, que había aconsejado a sus compañeros que lo dejaran para que tuvieran más facilidad de huir, lo hizo prisionero, y cuando lo fueron a fusilar según testigos presénciales dijo: “No lo fusiléis, haced un pozo y enterrarlo dejándole la cabeza fuerza y con ella hacéis tiro al blanco”. Hecho prisionero de guerra por los nacionales, se le hizo un consejo de guerra y fue fusilado.

    Por otra parte a este señor no se le ocurre otra cosa que sacar la “Ley de memoria Histórica”. Nadie estaba en contra de ello, pero si de la forma en que se hizo, que no hay mas que echar un vistazo a los foros de Internet para comprobar que como consecuencia de esta Ley hubo y hay un enfrentamiento dialéctico entre los españoles que en algunos casos ha llegado a las manos e incluso a algo más. Y es en esta Ley donde precisamente se contempla lo que pretende hacerse con el “Valle de los Caídos”, un centro de interpretación, ¿interpretación de qué? Se ha dicho una media verdad que a veces es peor que una mentira, y es que el monumento se hizo con prisioneros de guerra, cierto, pero a ninguno se le obligó a ir, se trataba de conmutación de penas por días trabajados, percibiendo además un salario. Muchos de los que ya habían computado la condena por los días trabajados, decidieron voluntariamente seguir trabajando allí, donde se habían habilitado viviendas para sus familias, escuela para los niños, centro médico de primera asistencia y economato donde no faltaba el alimento mientras en España todavía había mucha escasez. Lo cierto es que se hizo un colosal y maravilloso monumento que aún hoy en día es el tercero más visitado de España. Si este señor, y alguno y alguna más de su partido, lo hubiera podido dinamitar, que no dude nadie de que lo hubieran hecho. Pero este señor ignora, o pretende ignorar, que el 60% de los miembros de su partido son católicos, hecho por el cual no ha podido imponer la laicidad en España aunque la Constitución lo contemple. Mal que le pese a este señor, “España sigue siendo una nación tradicionalmente católica”, y si esto le jode, es su problema. Bien es cierto que hay creyentes de otras religiones, para lo que la Constitución también contempla. Y también hay ateos marxistas que intentan retroceder a los años 30 como dijo el Papa Benedicto XVI en su última visita, pues se han quemado puertas de Iglesias y se han hecho pintadas en las que se lee “moriréis quemados como en el 36”, he incluso en plena celebración de un culto se llegó a irrumpir en una Iglesia semidesnudos mientras se estaba celebrando la Santa Misa.

    Todo esto y mucho más es el legado que nos deja el Sr. Zapatero, aparte de leyes a favor del aborto, matrimonios homosexuales, extrañas negociaciones con ETA de las que nada sabemos aunque si lo intuimos, y lo peor, un país inmerso en el caos donde el capitalismo sigue imperando a sus anchas con cinco millones de parados.

    Claro, todo esto pretende taparlo dando publicidad, y desviando la atención de los españoles, con la posible retirada de los restos de Franco del Valle de los Caídos.

    Saludos,
    Manuel.

  2. NOTA ACLARATORIA. ERROR EN MI COMENTARIO ANTERIOR.

    En mi comentario anterior, donde escribo sobre la sublevación de Asturias en el año 1934, donde digo “que gobernaba el PSOE debe de decir que gobernaba el CEDA”, Confederación Española Derechas Autónomas.

    Saludos,
    Manuel.

  3. Hola a todos: ¿Sabíais que el Valle de los Caídos sigue cerrado a los turistas?
    Quieren convertir el Valle de los Caídos en un parque temático del revanchismo histórico. Hay que decirle a Zapatero y Rubalcaba que dejen de acosar a los monjes benedictinos:
    Señores: Dejen de acosar a la comunidad de la Santa Cruz y abran a los ciudadanos el Valle de los Caídos. Hace un año y siete meses su partido, el PSOE, y su Gobierno lo cerraron y el mobbing contra la basílica pontificia y los monjes benedictinos no ha parado desde entonces.

    ¡Lleva ya un año y siete meses así!
    A pesar de las promesas del Gobierno y de las buenas palabras del ministro Ramón Jáuregui.
    En estos momentos están intentando convertir una basílica pontifica en un parque temático contra uno de los bandos de la guerra civil.
    Hay que pedir al Gobierno que cese su acoso al Valle de los Caídos:
    http://www.hazteoir.org/firma/40463-rubalcaba-zapatero-dejad-en-paz-monjes-valle-caidos
    El engendro que ha pergeñado el Gobierno del PSOE para dar apariencia de legalidad a su operación de mobbing contra la basílica pontifica de la Santa Cruz del Valle de los Caídos se denomina Comisión de Expertos para el Futuro del Valle de los Caídos.
    Esa comisión ya ha empezado a actuar. Ha estado merodeando por el Valle y sus miembros han reconocido que lo que quieren es utilizar la dinamita: “Derribar un monumento no es acabar con el patrimonio”, dijo uno de ellos, el profesor de la Universidad de Barcelona Ricard Vinyes.
    Sus compañeros están a la altura de las intenciones de este personaje. En su mayor parte son defensores a ultranza de la ley de memoria histórica.
    Son partidarios de buscar cadáveres de hace 70 años, pero solo los de uno de los bandos contendientes.
    Son nacionalistas. O reconocidos revanchistas de izquierdas.
    Unos pocos de los miembros de esa Comisión de Expertos para el Futuro del Valle de los Caídos son más moderados. Por ejemplo, son colaboradores habituales del periódico socialista El País. O patronos de la Fundación Pablo Iglesias. O personajes tan erráticos como Miguel Herrero de Miñón. Esos son los moderados.
    Y semejantes personajes, más ocupados en sus particulares ajustes de cuentas que en el respeto a la legalidad, han visitado ya el Valle para decidir qué hacer con una basílica pontificia.
    En estas circunstancias la comunidad de monjes benedictinos se siente acosada. No es para menos. Para un observador imparcial la situación es fácilmente descriptible: un puñado de monjes están rodeados y acosados por la fuerza del aparato del Estado, en poder de un partido revanchista que quiere echarlos para hacer del lugar el símbolo de su manipulación histórica:
    Basta ya de acosar al Valle de los Caídos
    El PSOE, con Pérez Rubalcaba a la cabeza, está practicando el peor mobbing contra los monjes benedictinos. El Gobierno del que el candidato socialista fue portavoz y luego ministro y vicepresidente cerró el Valle el 1º de diciembre de 2009. Y ahora el aspirante Pérez Rubalcaba quiere acelerar la destrucción de la identidad cristiana del recinto con su Comisión de Expertos para el Futuro del Valle de los Caídos.
    Es verdad que tras la presión social, hace 7 meses el Gobierno se vio obligado a abrir la basílica al culto (hoy es posible asistir a los servicios religiosos en el Valle)… Pero el acceso al Valle a los turistas sigue prohibido, por decreto gubernamental.
    En estos meses de cierre de las instalaciones han dejado de visitar el Valle más de 600.000 personas. A consecuencia de ello los ingresos del Estado a través del Patrimonio Nacional han perdido cerca de tres millones de euros. Porque el Valle de los Caídos es uno de los lugares más visitados de nuestro patrimonio: recibe más visitantes cada año que el monasterio de El Escorial o el Palacio Real.
    Mejor dicho: lo era hasta que el Gobierno del PSOE, con Pérez Rubalcaba como vicepresidente, decidió saltarse la ley y cerrarlo.
    También está padeciendo una importante merma en sus ingresos el sector turístico de la zona. Localidades como El Escorial o Guadarrama, que viven en buena parte del turismo, están notando el gran descenso en el número de visitantes.
    En el Valle ya no hay cafetería, ni funicular, ni tienda de regalos, ni las familias pueden pasar allí el domingo, ni es posible visitarlo libremente, ni forma ya parte del recorrido habitual de los grandes operadores turísticos.
    Mándale a Pérez Rubalcaba tu mensaje, un mensaje claro y rotundo:
    http://www.hazteoir.org/firma/40463-rubalcaba-zapatero-dejad-en-paz-monjes-valle-caidos
    Tu mensaje llegará al artífice de esta operación de manipulación histórica y contra la libertad religiosa: llegará al responsable del intento de convertirlo en un lugar de revancha y odio.
    Muchas gracias a todos por defender la identidad cristiana del Valle de los Caídos.
    Un saludo,

  4. Esta misma tarde lo he enviado yo. Estoy adscrito a “hazteoir.org” desde hace muchos años. De todas formas esta gente da la impresión de que están buscando otra, y el que la busca al final la encuentra. Creo que en mi comentario anterior ya he dicho bastante.

    Saludos,
    Manuel.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Highslide for Wordpress Plugin